Book tag: Manías literarias

miércoles, 26 de abril de 2017


Yo no soy de hacer book tags, hace tiempo me metí un poco con ellos pero este me ha parecido interesante y encima me ha nominado uno de mis blogueros preferidos, Jan, de Trotalibros. Por una vez un tag me parece divertido, me lo he pasado bien haciéndolo y espero que os guste. Sin más preámbulos mis 10 manías literarias

1 No se come encima de los libros
Es algo que no puedo soportar. Un libro no es una bandeja y me fastidia mucho encontrarme miguitas, manchas y demás horrores en ellos. Si como con un libro en la mano procuro tenerlo en alto, respetando la distancia de seguridad. Por no hablar de esa gente que pone tazas llenas de lo que sea encima de las páginas, vasos, botellas… DANGER!



2 No hagas daño al libro
Sobre todo cuando me toca sacarlos de la biblioteca ya sea para hacer un trabajo o leer y pasarlo bien, a menudo me he encontrado libros rotos, páginas enteras subrayadas en fosforito, libros remendados o torcidos por posturas imposibles y solo se me viene a la cabeza hacer daño, MUCHA PUPA.



3 No importa la edición
Eso de tener mis libros favoritos en la misma edición no va conmigo primero, porque no los encuentro todos reunidos en la misma edición y segundo, porque si el autor me gusta me da igual el formato que tenga.



4 Leer cuatro libros a la vez o más
Verdaderamente admiro a los que podéis leer de uno en uno pero no es mi caso. A veces me he juntado con hasta diez libros, creo que ese es mi límite, puedo estar con cinco a la vez en caso de que alguno de esos libros sea muy largo o bastante chungo de digerir y entre medias tenga lectura ligera. El caso es que me monto diferentes escenarios.



5 Me toca mucho la patata
Siempre hay personajes que nos encantan y disfrutamos con ellos pero es leer la muerte de uno de ellos o que le ocurra algo muy chungo y eso…



6 Si eres de confianza te lo presto
Es muy raro que preste un libro a menos que sea una persona que me lo va a devolver íntegro, sin desperfectos, tal y como se lo dejé el primer día. Si has recibido un libro mío sonríe porque entonces entras en mi rígido e inaccesible círculo de confianza lectora.



7 Soltar frases leídas en libros
No sería yo si no soltase de golpe un “Carbón ardiendo en el sitio de su pecado” cuando me enfado con alguien. O un “Shame” en broma o cuando un colega la lía descaradamente. O un “Espera mi llegada con la primera luz del quinto día, al alba, mira al este” para despedirme.



8 ¡Ya voy!
¿Cuántas veces estás leyendo y te llaman para alguna cosa? Pues eso es amigos, me molesta que me llamen cuando estoy leyendo y más si me haces ir para alguna chorrada y más cuando estoy en algún momento interesante.



9 El ambiente para la lectura
Sobre todo tranquilidad, un sitio cómodo, algo de música si apetece y sobre todo ser fabuloso.



10 Cuidadin
Soy muy pesado pero hay que llevar cuidado con las cosas y más cuando un libro no me pertenece ya sea un préstamo o lo esté ojeando en la librería. Lo cojo con cuidado, procuro no abrirlo más de la cuenta porque abrirlo hasta ver la cola que pega las páginas a la lomera es superior a mis fuerzas. También cuando los llevo en la mochila voy atento por si van en mala posición. Todo sea para proteger a mis pequeños.



Las tres manías que comparto con Jan.
1 Ese olor hermoso, maravilloso y todos los osos adjetivales. Me mola abrir un libro nuevo y esnifar ese olor.



2 Si llego a la mitad del libro y veo que la cosa no tiene arreglo o lo dejo o sigo. ¿Qué quiero decir? Si un libro me aburre lo dejo y no pienso más en él o hago una mala crítica. En caso de que llegue a la mitad y no me guste entonces la crítica puede ser peor.



3 Orden en mis estanterías. Ningún libro fuera de su sitio, todos muy bien puestos, sin alteraciones. El estante superior es para Agatha Christie y todavía falta espacio para la colección. Los otros dos alternan novela negra, fantástica, histórica… Abajo del todo hay un armario donde se junta más novela negra.



Pues hasta aquí mi primer Book tag. Dejad en los comentarios si compartís alguna o todas mis manías que no muerdo. Comenta también si conoces a los personajes de las series que he usado.

Nomino a estas personitas si es que se animan. Es voluntario. Si quieren. Lo que sea.

Angry Bego de La marmota mecánica
David de Río de Letras
David de Las lecturas de Mr. Davidmore
Isidro de Mi opinión de mierda

¿Qué demonios pasa?

lunes, 24 de abril de 2017

Hace mucho tiempo que no me daba por escribir en este apartado pero hoy me ha dado por ahí. Uno no se dedica a estar todo el día pendiente de la blogosfera y YouTube ni andar pendiente de las redes sociales para ver qué pasa o que deja de pasar. Más bien orbito por algunas zonas pero me llegan cosas que me dan que pensar y a veces asustar.


No sé qué coño pasa últimamente pero me encuentro cosas como que los blogueros y los booktubers son los salvadores de la literatura en España. Excuse me, yo leo sin necesidad de que nadie me lo diga. Sí que hago caso de gente que me hace recomendaciones pero no voy a asaltar las librerías para comprarme todos los títulos que me mencionan, para eso tengo el carnet de la biblioteca y lo estoy explotando como un poseso. Puede que menos. La verdad es que hace unas semanas que me lo hice. Sí, yo no tenía carnet de la biblioteca hasta ahora que cosas.


Disculpad que no enseñe el nombre y el nº del DNI.

La mayoría de veces me encuentro con que esta gente ha recibido libros de las editoriales para hacer una reseña positivista. Los que no colaboran con las editoriales parece ser que se compran todo lo que sale y eso me lleva a preguntarme si sus padres son ricos o esos chicos y chicas tienen un trabajo remunerado o qué. Es un consumo acojonante.


(Solo algunos, en realidad hay blogueros y booktubers que tiran de la biblioteca de casa o la pública y hasta de librerías de segunda mano, no todos mamamos de las editoriales porque nos den cosas gratis)

Otra cuestión. ¿En serio hay gente peleándose por si los blogueros o los booktubers están salvando la literatura? Primero hay que decir que muchos de esos blogueros sólo reseñan novela juvenil, cosa que yo no leo y no me interesa. Segundo, muchos booktubers hacen lo puto mismo. ¿Entonces en qué quedamos? ¿Salvan la literatura en general o solo una parte cutre? En mis tiempos leí novelas para “jóvenes” que me gustaron pero no tienen ni punto de comparación con las que hay ahora. Lo juvenil está de moda. Desgraciadamente.



Hace poco me encontré con un tweet que enlazaba con una “reseña” en YouTube de una muchacha que hablaba en apenas tres minutos de dos libros. Del primero no hice mucho caso pero el segundo era La sombra del viento de Carlos Ruiz Zafón, ese libro que casi todos hemos leído. No es que yo lo glorifique pero hablar de un libro que “recomiendas a todo el mundo” pero “no te atrapa” pero las “sensaciones” te molan pero “no te terminó de gustar” ¿¿¿¿¿?????


¿En qué quedamos?

Otra cosa que me hizo mucha gracia fue el postureo en Instagram de voraces lectores que utilizaban libros y escenarios para hacer maravillosas fotografías con millones de hastags. Escenarios de ensueño. Gente que lee rodeados de piñas cual bosque mediterráneo. Libros desmembrados. Creo que ya lo he visto todo.

Yo en mi escenario maravilloso

Lo podéis ver aquí si queréis es muy diver: http://www.yorokobu.es/bookstagrammers/

CONCLUSIÓN

Leed lo que os de la puta gana.

Si queréis leer en escenarios bonitos y hacéis foto pues muy bien pero hacedlo con moderación o no lo hagáis si no os apetece.

Esta bien seguir recomendaciones pero al final el/la que lee eres tú.

Tu opinión es válida siempre y cuando no vayas en plan diva o divo (puto lenguaje inclusivo) y te dediques a empoderar o destruir el libro. Si lo destruyes haz como yo y otros miembros de la resistencia y pon razones no te quedes con el salchichero cutre “no me atrapó” y por supuesto eres muy libre de hacer una reseña negativa o no hacerla. En mi caso me he dejado algunos libros malos sin reseñar porque no me ha dado la gana.

Si el libro te gusta haz lo mismo, da razones, razone su respuesta como en los exámenes.

Una foto bonita de un libro en un escenario maravilloso puede estar bien pero con tranquilidad.

Manda lejos a todos aquellos que quieran imponerte lecturas. Elige aunque te equivoques pero elige tú.

Cuando otros eligen por ti

Brigada Central Vol. 1 Flores, el gitano de Juan Madrid

sábado, 22 de abril de 2017

Primer tomo de la serie Brigada Central. Quizás los más veteranos llegasteis a ver la serie que protagonizó Imanol Arias. Juan Madrid explica en la introducción de este volumen la férrea censura que la Dirección General de la Policía mantuvo sobre sus escritos a la hora de rodar la serie en la que no podía usarse ningún distintivo de la policía, ni uniformes ni nada por el estilo. De hecho la Guardia Civil detuvo el rodaje por orden de los jefazos. Un inspector se ocuparía de “corregir” los guiones y eliminar lo que básicamente considerase escandaloso. Ahora los tenemos de vuelta y sin censura.


Manuel Flores es el protagonista de esta saga policial. Está casado, tiene dos hijas y es inspector de la Brigada Central. Sería el inicio de una historia más pero Flores cuenta con un inconveniente para muchos y es que es gitano. El estigma le viene por todas partes. Su cuñada huye despavorida en cuanto lo ve aparecer, compañeros de la policía lo insultan tanto a la espalda como a la cara, propagan rumores y si la envidia no fuera suficiente, se creen mejores. Esto en cuanto a los payos. En cuanto a los propios gitanos, Flores es un renegado, huye de sus costumbres, no tiene familia ya que abandonó a su padre, para muchos de ellos no es nadie, ni payo ni gitano. El ejemplo gordo de tensión lo tenemos con los Jorowisch.

Su grupo está compuesto por Pacheco, inestable y alcohólico, Lucas, callado e inteligente, Carmela, la única chica del grupo, motorista y experta en autodefensa, Loren, imprevisible, Solana, apodado Robert Redford. Cada uno con sus propios detalles y pasiones. El jefe de todos es Poveda que lidia con los mandamases. Entre ellos existe una armonía relativa, las pullas entre compañeros, el acoso laboral que Carmela sufre de tíos como el inútil de Joaquín que está convencido de que ella se acuesta con Flores. Pero tiene sus propios mecanismos de defensa.

El primer tomo reúne diversos casos desde contrabando de drogas y corrupción en las altas esferas y no tan altas hasta prostitución de menores. Casos como el de Susi, Aurori, Viki, Prada, Sousa o Tino Sollers son algunos de los ejemplos. Es un viaje al vicio, el dinero fácil, la muerte sucia, los robos, todo lo que un policía puede ver a lo largo de su carrera.

Aparte de los berenjenales que se arman en cada caso, Manuel Flores tiene que lidiar con su propia familia, tanto la que quiere, el brusco cambio de su esposa, Julia, las horas intempestivas a las que debe irse o volver a casa, eso mina un matrimonio y encima si añadimos el hacer caso a lo que te dice el primero que pasa por la calle. Pero Flores también tiene que ocuparse de su padre, Rogelio, al que dejó hace mucho tiempo, que ha vuelto a Madrid junto a los Jorowisch, ellos sirven de ejemplo de la cultura gitana, las tradiciones, la honra, la venganza personal. Son muchos los temas que traen asociados pero también las burlas y el maltrato de las autoridades.

¿Me ha gustado? Pues claro que sí. El ritmo es ágil, solo hay que dejarse llevar. No hay grandes misterios pero te da para estar en vilo y ver cómo se resuelve todo. Es como ver los episodios de El Comisario o Policías. Estas series las echaban en Telecinco y Antena 3 respectivamente cuando no había tanta mierda en su programación aunque los anuncios sí que duraban una eternidad. El gran jefe en El Comisario era Tito Valverde y en Policías José María Pou.



La serie Brigada Central estuvo protagonizada por Imanol Arias y contaba con actores como Isabel Serrano, (Carmela), José Coronado, (Lucas), José Manuel Cervino, (Poveda), Arturo Querejeta, (Pacheco), Enrique Simón, (Loren), José María Rodero (Rogelio), Assumpta Serna, (Julia), Ana Duato, (Virginia). La dirigió Pedro Masó y se emitió entre 1989 y 1990.

Asesino bajo la lluvia y otros relatos de Raymond Chandler

jueves, 20 de abril de 2017

Cuatro relatos intensos protagonizados por Marlowe que vienen en una pequeña recopilación de Alianza Editorial, colección Biblioteca Chandler. La primera edición es de 2002. Es un ejemplar de la Biblioteca Regional de Murcia. Los relatos son Asesino bajo la lluvia, Blues de Bay City, El lápiz y Peces de colores. En el inglés original se titularon Killer in the rain, Bay City Blues, The pencil y Goldfish.


Asesino bajo la lluvia: Dravec ha llegado hasta Marlowe de parte de Violetas M’Gee. Necesita detener el chantaje de un tipo que no deja en paz a Carmen, su protegida. Fue publicado por primera vez en 1935.

Blues de Bay City: el crimen en las altas esferas siempre es interesante pero peligroso de tratar. Eso es lo que le ocurre al último cliente de Marlowe que es asesinado después de dudar de la muerte de la señora Austrian. Fue publicado por primera vez en 1938.

El lápiz: un miembro de la mafia tiene miedo de ser asesinado por la Organización y pide ayuda a Marlowe para salir de la ciudad sin peligro. Fue publicado por primera vez en 1960.

Peces de colores: Marlowe entra de lleno en el asunto de unas perlas desaparecidas veinte años antes y que ahora han duplicado su valor pero no hay esperanzas de encontrarlas. Hasta que el hombre que aseguraba tener información aparece muerto víctima al parecer de otros buscadores de las perlas. Fue publicado por primera vez en 1936.

Siempre es un placer leer a Raymond Chandler y estos relatos aunque cortos contienen la esencia del universo de Marlowe, su cinismo, su actitud con las mujeres, el humor y ver una y otra vez a hombres dominados por el mismo impulso. Los dos primeros relatos nos devuelven a El sueño eterno y La dama del lago. Ya lo advierten en la sinopsis, tienen sus semejanzas con estas novelas, una forma diferente de ver sobre todo la primera entrega de Marlowe, ya en el segundo relato la cosa cambia más pero Asesino bajo la lluvia es prácticamente leer el principio de El sueño eterno con la diferencia de la trama, el final y la incorporación de M’Gee, personaje de Adiós, muñeca mientras que en el tercer relato recuperamos a un antiguo personaje de la misma novela, Anne Riordan. El segundo relato nos presenta de nuevo la corrupción tanto policial como la de mafiosos. El tercero está más centrado en la degradación y los vínculos con la mafia. Finalmente el cuarto es el relato más pausado, el objetivo no es principalmente resolver un crimen sino encontrar un tesoro y recibir una recompensa por ello.




Estos relatos aparecieron en revistas como “Black Mask” especializada en el género pulp. Autores como Erle Stanley Gardner, Chandler o Dashiell Hammett publicaron en ella. “Dime Detective Magazine” también del mismo género.

Hit Man de Lawrence Block

sábado, 15 de abril de 2017


Primera novela que leo de este autor. Fue una recomendación de Laura, administradora de Dsdmona, una recomendación logradísima. La novela se publicó en 1998 y en España salió en 2001 con la edición de bolsillo.

Keller es un hombre normal, si usted se lo cruza en la calle o en el ascensor pensará en un tipo normal que no llama la atención ni se mete con nadie. Vive solo en un buen piso, hace crucigramas, da ligeros paseos. Hasta que recibe una llamada y tiene que coger un avión para asesinar a quien se le indique. Es un sicario, un asesino a sueldo. Alguien racional, normal como usted o como yo pero cuyo trabajo es matar gente.

No es una novela en la que el protagonista tenga que matar un objetivo en concreto y se haga preguntas o el trabajo salga mal y se enamore de la chica que tiene que eliminar por orden de un hermano que quiere todo el dinero. No. En esta novela encontraremos muchos ejemplos de asesinatos, objetivos y clientes. Keller no hace preguntas, tampoco sabe quién es el cliente que quiere ver el camino libre de obstáculos, para eso ya está su jefe que hace de intermediario.

Me ha gustado mucho esta novela. No me esperaba que fuera una especie de día a día de un sicario. No vais a encontrar el ejemplo loco que he puesto en el párrafo anterior, el protagonista absoluto es Keller y lo vamos a ver en su puesta en escena. Pero eso no quiere decir que estemos viendo su día a día. A veces surgen preguntas ¿acaso va a estar haciendo lo mismo siempre?


El autor
Lawrence Block nació el 24 de junio de 1938 en Buffalo, Nueva York, Estados Unidos. Comenzó a publicar sus primeros trabajos en los años cincuenta bajo pseudónimo y fueron para revistas pornográficas. Su primera obra firmada con su nombre real fue No puedes perder.
En su carrera literaria se pueden encontrar desde sagas hasta consejos para escritores. No toda su obra se encuentra en castellano.

Obra
Serie Matthew Scudder
Los pecados de nuestros padres 1976
Tiempo para crear, tiempo para matar 1976
En medio de la muerte 1976
Cuchillada en la oscuridad 1981
8 millones de maneras de morir 1982
Cuando el antro sagrado cierra 1986
Out on the Cutting Edge 1989
A ticket to the Boneyard 1990
Un baile en el matadero 1991
Un paseo entre las tumbas 1992
The Devil knows you’re dead 1993
A long line of dead men 1994
Even the wicked 1997
Everybody dies 1998
Hope to die 2001
All the flowers are dying 2005

Serie Bernie Rhodenbarr
Los ladrones no pueden elegir 1977
El ladrón en el armario 1978
El ladrón que citaba a Kipling 1979
El ladrón que leía a Spinoza 1980
El ladrón que pintaba como Mondrian 1983
The burglar who traded Ted Williams 1994
The burglar who thought he was Bogart 1995
The burglar in the library 1997
The burglar in the Rye 1999
The burglar on the prowl 2004

Serie Evan Tanner
The thief who couldn’t sleep 1966
The canceled czech 1966
Tanner’s twelve swingers 1967
The scoreless thai 1968
Tanner’s tiger 1968
Here comes a hero 1968
Me Tanner, you Jane 1970
Tanner on ice 1998

Serie Chip Harrison
Chip Harrison no la mete 1970
Chip Harrison la vuelve a meter 1971
Make out with murder 1974
The topless Tulip Caper 1975

Serie Keller
Hit Man 1998
Hit List 2000
Hit Parade 2006
Hit and run 2008
Hit Me 2012

Otras obras
Cinderella Smins 1961
Coward’s kiss 1961
Grifter’s game 1961
You could call it murder 1961
The girl with the long Green heart 1965
Deadly honeymoon 1967
After the first death 1969
Such men are dangerous 1969
Ronald Rabbit is a dirty old man 1971
The triumph  of evil 1971
Not comin home to you 1974
Ariel 1980
Random walk 1988
Enough rope: collected stories 2002
Small town 2003

Libros de ayuda para escritores
Writing the novel from plot to print 1979
Telling lies for fun & profit 1981
Write for your life 1986
Spider, spin me a web 1987

Sarna con gusto de César Pérez Gellida

jueves, 13 de abril de 2017


Aunque ya conocía la obra del autor por las diversas publicaciones y parabienes de varios lectores de la blogosfera, fue por un amigo al que regalamos Memento mori que no tuve detalles y ánimos para darle la oportunidad. Al poco tiempo “recompré” ese libro y lo devoré en días así como el resto de la serie. Poco después conocería otros lectores satisfechos y las ganas de conocer la nueva trilogía aumentaban. Ese momento llegó hace unos días cuando saqué de la Biblioteca Regional este ejemplar. Al principio tenía miedo de que fuera una repetición de la primera pero el autor nos trae un caso muy distinto con el que abrir esta nueva trilogía titulada ahora Refranes, canciones y rastros de sangre.

Margarita, una adolescente que había salido con sus amigos a las fiestas de Valladolid es secuestrada camino a casa. Por ella se pide una enorme suma de dinero y sus captores están dispuestos a lo que sea.

Ramiro Sancho se encuentra con este caso recién llegado de su suspensión temporal. El caso Augusto Ledesma se ha vuelto tan famoso que le sigue persiguiendo después de su abrupto final. Sancho ha tenido que aguantar bastante mierda y ahora se le avecina un montón más grande. Encontraremos una narración amplia en la que veremos de primera mano la actuación de la brigada, el pánico de los padres, los movimientos de los secuestradores y el estado de la víctima a su merced.

Sí, Pérez Gellida lo ha vuelto a conseguir, de nuevo me ha enganchado a su trama y he disfrutado mucho leyendo Sarna con gusto. Vemos de vuelta personajes de los anteriores libros, compañeros de Sancho y nuevos personajes como Sara Robles, la nueva inspectora del grupo o Fajardo, de la Unidad de Secuestros y Extorsiones. Veremos de nuevo personajes más próximos al protagonista como Olafsson pero también personajes más secundarios que tuvieron su espacio en Versos, canciones y trocitos de carne ya que es inevitable dejar de lado lo ocurrido con Augusto Ledesma. Si tú lector has querido empezar por esta novela que sepas que hay detallitos de las anteriores. Yo aviso. De nuevo tenemos una trama que engancha desde el principio, destacaría esa narración desde todos los ángulos, visión de 360º como dicen en la contraportada, le da más dinamismo a la historia.


Próximamente iré por los otros.

La máscara de Ripley de Patricia Highsmith

sábado, 8 de abril de 2017

Llevaba bastante tiempo que no leía una novela de Patricia Highsmith y estas navidades aproveché para hacerme con el segundo título de los protagonizados por Tom Ripley. De Patricia Highsmith hablé en la primera entrada de Autores, es una de las mejores novelistas que he tenido el placer de leer y no me ha dejado indiferente. Aunque la novela la terminé de leer en diciembre no había subido la reseña hasta ahora porque he querido volver a subir la de El talento de Mr. Ripley para tenerlas seguidas.


Mucho ha cambiado la vida de Tom Ripley desde los acontecimientos de Italia. Ahora es un respetado caballero casado con una hermosa heredera, Heloise. Vive cómodamente en una finca cerca de París y dedica sus días a pintar y cuidar de su jardín. Pero no perdió oportunidad de introducirse en un lucrativo negocio. La Buckmaster Gallery lleva tiempo vendiendo los cuadros de Derwatt, un pintor solitario que vive en México y envía sus cuadros a Londres donde sus representantes los exponen y venden al público. El propio Tom tiene dos de sus cuadros en casa. Todo sería perfecto de no ser que Derwatt lleva años muerto.

El argumento de esta novela parte de esa base. Mantener una fachada para enriquecerse y hacer lo que sea necesario para proteger ese secreto. Para Ripley no significa mantener el fraude es el arriesgarse como lo ha venido haciendo hasta ahora, probar una estafa que ha salido demasiado bien y recibir beneficios, en su caso pequeños comparados con los marchantes de la Buckmaster Gallery.

Pero todo buen fraude tiene un punto débil y en este caso es la técnica del pintor que se dedica a elaborar los cuadros de Derwatt. Un coleccionista americano sospecha que los cuadros podrían ser falsos y se traslada a Londres para hablar personalmente con Derwatt sobre el asunto. Asustados ante la llegada de este hombre, los cómplices de Tom suplican a este su ayuda y Tom se hará pasar por Derwatt para salvar el negocio.


Si algo me gustan de las novelas de Patricia Highsmith es la falta de moral que suelen tener la mayoría de sus personajes. Tom no ha dudado en matar para salirse con la suya, no tiene problemas para perpetrar estafas y hacer pequeños trabajos e incluso suplantar identidades. Es un hombre muy cuidadoso, pone atención a los detalles pero eso no significa que las cosas vayan a salir bien desde el principio, en esta segunda entrega tendrá más de un problema por confiar en quien no debe.

El talento de Mr Ripley de Patricia Highsmith

martes, 4 de abril de 2017


La novela más famosa de la autora con permiso de Extraños en un tren y la primera de la pequeña saga protagonizada por Tom Ripley. Es una novela que leí hace bastante tiempo, la reseña estuvo en su momento en este blog pero la quité con la limpieza que hice. Aprovechando que hace un par de meses leí la segunda entrega os pongo esta entrada y a continuación la de La máscara de Ripley. En el idioma original se tituló The talented Mr Ripley y se publicó en 1989.

Tom Ripley sobrevive realizando pequeñas estafas pero ve cambiar su suerte cuando Mr. Greenleaf le pide ayuda para hacer volver a su díscolo hijo a casa. Ante la perspectiva de ganar algo de dinero y viajar a costa de otro, Tom acepta y se traslada a Mongibello, en Italia para encontrarse con Dickie. Este vive dedicado a la pintura y disfrutar de su libertad. No tarda en surgir la amistad entre ellos hasta que Tom comienza a sentirse seducido por la idea de mantener un alto tren de vida utilizando a Dickie.

El público conoce desde hace años que Ripley es un asesino de manera que no os sorprenda que lo diga ya que no es la historia de un crimen y su investigación sino la historia de un asesino y sus movimientos para despistar a la policía. Tom acaba con Dickie pero ningún asesino permanece impune y debe hacer malabarismos para no ser descubierto por nadie. Lo que hay que destacar de ella es la impresionante psicología de este personaje y la trama magistral que se construye a su alrededor.


Una de mis historias favoritas de la que se hizo una gran película llamada A pleno sol protagonizada por Alain Delon y dirigida por René Clément. Otra versión fue protagonizada por Matt Damon y dirigida por Anthony Minghella. Prefiero la versión francesa aunque cambia algunas cosas y el final es distinto al de la novela.

La última causa perdida de Dennis Lehane

domingo, 2 de abril de 2017


La sexta entrega de la serie Kenzie y Gennaro nos trae de vuelta a algunos de los personajes de Desapareció una noche. Es la secuela del caso que complicó la vida de Patrick y Angela hasta más allá del límite por toda esa tensión y sobre todo violencia que vivieron. Moonlight Mile en el inglés original se publicó en el año 2010 y vino a España con la edición de RBA Serie Negra en 2011. Este ejemplar viene de la Biblioteca Regional de Murcia.

No puedo evitar los spoilers. De hecho es bueno que ya tengáis leído Desapareció una noche porque en esta secuela se remonta a algunos de sus personajes y sus finales.

Amanda McCready ha vuelto a desaparecer sin dejar rastro. Doce años antes Patrick y Angela la buscaron y pese a la oposición de Angela (y medio mundo), fue devuelta a su madre, Helene.
Si ya en el pasado Helene demostró ser una inepta como una catedral, ahora, sigue siéndolo pero esta vez parece tener la habilidad de juntarse con lo peorcito de la ciudad. Amanda ha crecido en este ambiente y pese a ello, según cuentan varios testigos, es una chica modelo, una buena estudiante, un historial intachable pero ninguna amiga íntima con excepción de Sophie, la hija de un gurú del deporte bastante gilipollas. Con todo ello Amanda ha vuelto a desaparecer y Beatrice, su tía, pide ayuda de nuevo a Patrick para encontrarla.

A falta de leer Plegarias en la noche. El tiempo ha pasado y Patrick y Angela han formado una familia. Tienen una hija llamada Gabriella, los mismos problemas que miles de familias de clase media y él un trabajo que detesta. Patrick lleva tiempo buscando una plaza fija en Duhamel-Standiford, una agencia dedicada a las investigaciones privadas. Después de su último caso Patrick tiene menos ganas de seguir hasta que se reencuentra con Beatrice McCready que le pide ayuda. Aunque en un principio se niega, el veterano detective comienza a investigar después de una disuasoria entrevista con unos matones.


Encontramos a unos protagonistas veteranos que han visto de todo. Patrick no está dispuesto a seguir metiéndose en embrollos de gran calibre, ha visto lo peor de la sociedad y está más que harto mientras que Angela pese a no permanecer activa después del nacimiento de su hija, también opina lo mismo y su primera reacción es no involucrarse. Vemos de vuelta a Beatrice y Helene McCready, la primera vapuleada por la vida después del final de Desapareció una noche la segunda sigue igual pero esta vez es la novia de un falsificador. Tiene su aparición uno de mis personajes favoritos, Bubba, aunque no sale tanto como yo quisiera pero sigue siendo un personaje entrañable. La pega que le veo es la repetición en cuanto a miembros de la mafia muy del rollo de esta saga. También hay que admitir que Yefim y Pavel son muy simpáticos.