El misterio de Pale Horse de Agatha Christie

sábado, 8 de octubre de 2016


Esta reseña estaba pendiente desde febrero.
The Pale Horse es una novela de Agatha Christie publicada en 1961. Al castellano se tradujo como El misterio de Pale Horse. La edición es de Editorial Molino con las Selecciones de Biblioteca Oro de 1981. Es una de mis compras de la librería de segunda mano donde he estado acudiendo desde el año pasado acortando mi lista de novelas pendientes de la autora.

Mark Easterbrook escucha sorprendido la historia sobre las tres habitantes de Pale Horse, tres brujas capaces de provocar la muerte de cualquiera por un precio. Thyrza Grey, Sybil y Bella Webb viven rodeadas de misterio y numerosas muestras de brujería. Lo curioso es que las supuestas víctimas murieron de diversas enfermedades, poco que ver con la magia pero qué casualidad, que todas estas muertes han beneficiado a alguien.

Por otro lado el padre Gorman acude a visitar a la señora Davis que está al borde de la muerte y quiere confesar antes de morir. Poco después de hablar con ella y llevarse una lista de nombres, el párroco es asesinado de un golpe en la cabeza. El inspector Lejeune será el encargado de investigar este caso guiándose por los nombres de la lista que Gorman pudo esconder en su zapato antes de morir. Entre los nombres destaca el de Tuckerton y corresponde a una joven que ha fallecido recientemente y que Mark Easterbrook conocía.

En la novela aparece un personaje muy conocido por el público de Agatha Christie, se trata de la señora Oliver que se encuentra de nuevo con problemas a la hora de establecer los ínfimos detalles de su última novela. Es una amiga de Easterbrook, este se dedica a escribir artículos. La razón por la que ambos acuden a Pale Horse es porque son invitados por Rhoda, una prima de Mark que vive en una población cercana a la antigua hospedería. Todo lo relacionado con ese lugar suscita todo tipo de rumores tanto lúgubres como de aquellos que creen que las tres mujeres son unas charlatanas.


Es una novela diferente, es la primera vez que en una novela de la autora se plantea asesinar mediante la hechicería. Las víctimas han muerto de diferentes enfermedades y sus muertes beneficiaban a alguien cercano. Alguien asegura que efectivamente se puede hacer y no hay nada que pueda evitar que la persona señalada muera en poco tiempo. Es un método interesante el utilizado, no es habitual en la trayectoria de novelas de Agatha Christie aunque en relatos como El extraño caso de Sir Arthur Carmichael se recurre al esoterismo. Son pocos los relatos de esta temática, algunos se pueden encontrar en Poirot infringe la ley reseñado anteriormente en este blog.

2 comentarios:

  1. El tema del esoterismo siempre me echa para atrás. Esta mujer escribió tanto que ya se le acababan las ideas para asesinar de forma original. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ella dijo en varias ocasiones que no siempre disfrutaba escribir los libros que le encargaba la editorial, supongo que este fue el resultado teniendo en cuenta que se escribió en los 60. Como bien has dicho se le acababan las ideas pero me resultó interesante aunque no es de mis favoritos.

      Eliminar