Que el cielo la juzgue de Ben Ames Williams

lunes, 21 de septiembre de 2015

Otro libro que encontré en el mercadillo de libros usados de Murcia, una historia que habla del poder de los celos, los celos más destructivos que pueden existir que provocan toda clase de maldades. Una protagonista inolvidable y un juego peligroso.


SINOPSIS
Cuando Richard Harland acepta la invitación de un amigo para pasar unos días en su rancho de montaña no imagina que en ese entorno salvaje conocerá a Ellen, una mujer de la que se enamorará perdidamente pero que comenzará a absorberle de forma brutal y asfixiante negandole su libertad y el trato de cualquier otra persona fuera de su entorno.

ELLEN BERENT: una mujer muy bella que manifiesta su amor de la forma más contundente y abiertamente posible. Es una mujer de gran voluntad que no deja escapar sus deseos más imposibles. Ellen coincide en el tren con Richard y descubre que tiene cierta semejanza con su difunto padre a quien quiso mucho en vida y que tras su muerte decide llevar sus cenizas a un bello paraje cercano al rancho donde ha sido invitada junto a su madre y su hermana.

RICHARD HARLAND: un escritor que es invitado por un amigo a visitar su rancho. Allí conocerá a la señora Berent y sus dos hijas, la indomable Ellen y la amable Ruth. Richard terminará enamorándose de Ellen y casándose con ella. Formará la familia perfecta e insiste en que su hermano menor, Danny, acuda a vivir con ellos ya que es su único familiar y además sufre parálisis infantil en las piernas.

RUTH BERENT: la hermana menor de Ellen destaca por su bondad, es totalmente opuesta a su hermana mayor. Ruth se ocupa del bienestar de su madre de salud delicada y es la que se ocupa de mediar cada vez que entre ella y su hermana surja alguna disputa poniendo paz la mayoría de veces a favor de Ellen.

LA HISTORIA
Habla sobre todo de los celos, esos celos tan poderosos que hacen de cualquiera un monstruo sin corazón. Esos celos se concentran en la figura de Ellen que ya desde niña los ha mostrado acaparando las atenciones de su padre sin importarle los sentimientos de su madre y su hermana. Podría decirse que Ellen estaba enamorada de su padre, es por eso que cuando conoce a Richard Harland se enamore inmediatamente de él y haga todo lo que esté en su mano para casarse con él pese a estar prometida a Quinton, un amigo de su padre. Conseguido una vez tener a Richard a su lado pretende alejarse de su madre y hermana pero topa con un obstáculo, Richard tiene un hermano inválido al que pretende llevar a vivir con ellos y Ellen no está dispuesta a permitir que alguien se interponga entre ella y su marido.

OPINIÓN PERSONAL
Es una de las mejores novelas que he leído este año y todo un acierto que sigue impresionando a pesar de haber sido escrita hace tanto tiempo nada menos que 1944. Decir que mi personaje favorito es Ellen por toda esa mala leche y maldad que solo ella podía llevar a cabo movida por sus celos y de no dejar que nadie más se acercase a su hombre. No es el primer prototipo de mujer celosa que se vio se ve y se verá en la literatura y en la pantalla, ella es especial por todo lo que hizo para acaparar a su marido, no digo más. Es un gran ejemplo del complejo de Electra y sus consecuencias, siempre fatales.

EL AUTOR
BEN AMES WILLIAMS
Escritor estadounidense nacido en 1889 y fallecido en 1953 autor de varias novelas que abarcan el género romántico, policial o de aventuras. Quizás la más famosa sea Que el cielo la juzgue (Leave her to heaven) título original en inglés. Es autor también de Extraña mujer, llevada al cine y protagonizada por Hedy Lamarr, Todos los hermanos fueron valientes, también llevada al cine y protagonizada por Robert Taylor, Noche tenebrosa, El valle hostil y Un pirata moderno.


ADAPTACIÓN
Gene Tierney protagonizó la película del mismo nombre dirigida por John M. Stahl en 1945 que destacó por aparecer en color por lo que su director de fotografía León Shamroy recibió el Oscar de su categoría por su trabajo en Technicolor. Gene Tierney encarnaba a Ellen de forma magistral por lo que estuvo nominada al Oscar y estuvo acompañada por Cornel Wilde en el papel de Richard Harland, Jaenne Crain como Ruth Berent, Darryl Hickman como Danny Harland, Vincent Price interpretó a Quinton y Mary Philips interpretó a la señora Berent. La película es muy fiel de la novela destacando la memorable escena del lago y la intensidad de la interpretación de Tierney a lo largo de toda la película maquinando las trampas de Ellen.


1 comentario:

  1. Antes de nada felicidades, con retraso,
    Me apunto el libro y más si me dices que es uno de los mejores que has leído este año...
    ya te contaré¡¡¡ Gracias¡¡¡

    ResponderEliminar